Revista Hola Polanco
Pareja

La comida y las relaciones de pareja

El vínculo emocional de la comida es relativamente reciente en la historia de la humanidad. Hace menos de 400 años la cultura occidental descubrió que los alimentos eran un buen motivo para que las personas vivieran momentos relacionados con el afecto… y el amor.

Y es que los conceptos afectivos y amorosos están asociados a una necesidad natural de compartir emociones. Y la comida es uno de esos elementos propicios para compartir, junto con un entorno agradable que enaltezca las sensaciones gustosas del paladar y el disfrute del momento con la persona elegida.

La comida y las bebidas suelen despertar sensaciones agradables a partir de los aromas, los sabores e incluso la vista. Esta relación ha evolucionado a niveles inimaginables hasta hace relativamente poco tiempo. La experiencia gastronómica se ha sofisticado a partir del maridaje alimentos-bebidas de una manera tal que las sensaciones alcancen niveles inexplorados, al potencializar los sentidos e influir en la formación de un estado único de bienestar.

Dentro del universo alimenticio, los postres se han erigido en los favoritos para compartir en pareja. Los tonos dulces en armonía con el paladar incentivan las sensaciones placenteras.

Este 14 de febrero es una excelente oportunidad para descubrir en pareja sabores únicos en tu paladar. Disfruta de estas tres opciones deliciosas, rápidas y fáciles de preparar:

CHEESECAKE DE CHOCOLATE SIN HORNO

INGREDIENTES

·         2 sobres de grenetina en polvo

·         ½ tz. de agua fría

·         380 g de Queso Crema Neufchatel Lyncott (temperatura ambiente)

·         ½ tz. de azúcar

·         3 cdas. de cocoa en polvo

·         1 tz. de Crema para Batir Lyncott

·         2 paquetes de galleta Oreo

·         90 g de Mantequilla Lyncott

·         ½ tz. de chocolate derretido

·         ½ tz. de frambuesas

·         ½ tz. de blueberries

·         Hojas de hierbabuena

·         Moldes para tarta

PREPARACIÓN

1.    En un bowl con agua, agrega la grenetina y remueve para mezclar. Espera a que esponje y mete a fundir en el microondas por 10 segundos o hasta que quede completamente líquida. Reserva.

2.    Con ayuda de un procesador o dentro de una bolsa de plástico resellable, tritura las galletas y añade la mantequilla derretida.

3.    Sirve la mezcla en los moldes y compacta para formar la base del cheesecake. Si no tienes moldes para tarta puedes utilizar un molde de tamaño regular.

4.    Con ayuda de la licuadora, integra el queso crema, la azúcar, cocoa y crema para batir. Una vez que se mezclen los ingredientes, añade la grenetina y licua unos segundos para que termine de espesar.

5.    Sirve la mezcla en los moldes y refrigera por 50 minutos aproximadamente o hasta que este firme.

6.    Desmolda, sirve y agrega el chocolate derretido en la superficie.

7.    Decora con frutos rojos y hojas de hierbabuena.

TRUFAS DE CHOCOLATE

INGREDIENTES

·         400 g de chocolate semi amargo en barra o chocolate blanco

·         150 ml Crema Lyncott

·         100 g de Mantequilla Lyncott a temperatura ambiente

·         Chocolate granulado

PREPARACIÓN

1.    Picar la barra de chocolate en trozos pequeños.

2.    Calentar la crema hasta que hierva y agrega el chocolate.

3.    Esperar unos segundos y luego revolver hasta tener una mezcla homogénea.

4.    Agregar la mantequilla y revolver hasta integrar bien.

5.    Dejar que endurezca en el refrigerador, lo suficiente para ser trabajada.

6.    Hacer pelotitas y pasar por el chocolate granulado.

7.    Mantenlas refrigeradas, hasta 30 minutos antes de degustarlas para que la crema de chocolate esté suave.

HELADO DE VINO TINTO CON ESPECIAS

INGREDIENTES

·         1 botella de vino tinto (750 ml)

·         2 clavos (enteros)

·         2 granos de pimienta gorda

·         1 raja de canela

·         2 tz. de Crema para Batir Lyncott

·         1 tz. de Leche Entera Lyncott

·         4 yemas de huevo

·         ¾ tz. de azúcar blanca

·         Hojas de menta para decorar

PREPARACIÓN

1.    En una olla sirve el vino y las especias y calienta a fuego medio por 40 minutos o hasta que se reduzca a 1/3. Espera a que se enfríe, cuela el vino y reserva.

2.    En otro recipiente calienta la leche con la crema para batir a fuego medio. Es importante que no llegue a ebullición.

3.    En un bowl bate las yemas con el azúcar hasta que se aclare el color y esponjen.

4.    Agrega un poco de la mezcla de leche con crema para batir en las yemas para temperar y bate con ayuda de un batidor de globo hasta que se incorporen perfectamente los ingredientes.

5.    Ya temperadas las yemas, agrega la mezcla a la olla con leche y cocina a fuego bajo. Mueve constantemente, espera a que espese evitando que llegue a ebullición y deja enfriar la preparación.

6.    Una vez que estén frías la reducción de vino y la mezcla de yemas con leche, incorpóralas y sirve en un recipiente apto para el frío.

7.    Lleva al congelador por 5 horas aproximadamente y una vez que esté listo, disfruta.  mezclando de vez en cuando para repartir el frío.

8.    Puedes añadir hojas de menta para decorar.

Leave a Comment